jueves, julio 21, 2005

MARIZEL ESTONLLO

Piedra de alumbre

Fue una profunda marca en los labios
Un profundo rasguño en la piel allí donde el tiempo se graba para siempre.
ODYSSEAS ELYTIS.

Yo extendería mi piel sobre tu cuerpo

Pretendería envolver lo que ilumina
Como aquel manto
Como el farol en las noches
de las calles de un pueblo que envejece

Alumbraría los días con las promesas del fuego crepitando
Con los dedos sobre el surco de tu herida tibia
Y propondría un juego elemental

Recrearía la vida entera

Volvería a ordenar las estaciones y los trópicos a la conveniencia de las mareas

Dejaría la marca del vapor como un testimonio del agua herida por el fuego

Y confiaría en este tiempo verbal donde lo posible
queda suspendido en esa melancolía atravesada de vitalidad
como albergando la promesa de otra historia

Con la sustancia ahí tan cerca
Tan a la mano del alquimista que mezcla y purifica
Tan en el umbral del espíritu cuando despliega
y transporta

La luz que esparce la fusión de dos oscuridades ebrias.


Marizel Estonllo nació en Bs. As. Publicó El espacio de la sombra (1994), Una letra arrojada al fuego (1997) y El enigma de un pájaro exiliado (2000).
Ha obtenido, entre otros, el Primer premio de Poesía en la 24 feria internacional del libro, en el Concurso Nacional de poesía ilustrada de la S A D E, (Sociedad Argentina de Escritores-1998), el 3er premio en el Concurso Nacional de Poesía de la Fundación Inca-1995; Mención Especial Concurso Nacional de Editorial Nueva Generación, concurso "Ramón Plaza" de la Sociedad de los Poetas Vivos en 1998 y 1er Premio de la Asociación Prometeo de Poesía, Madrid España-1998.
Se han traducido poemas suyos al italiano y al inglés.